Exposición ‘Vogue: like a painting’. 11 razones para verla

Exposición ‘Vogue: like a painting’. 11 razones para verla

Ya he escrito en este blog que, para mí, la moda es creatividad, imaginación, arte. Por eso, cuando una tiene la oportunidad de ver una exposición como ‘Vogue: Like a painting’, es capaz de reconciliarse con ese mundo que, en la gran mayoría de ocasiones, sólo habla de trapos de quita y pon y consumo masivo. Quizás nunca has pensado que la portada de una revista puede ser como un cuadro. Pero sí. Mario Testino, Annie Leibovitz, Steven Meisel, David Sims y otros mucho son los artífices (incluso sin saberlo).  

Aquí te dejo mis 11 razones para no perderte esta exposición que estará en el Museo Thyssen de Madrid hasta el 12 de octubre.

  1. Será de las pocas veces que la publicidad no podrá distraerte al contemplar una fotografía de moda.
  2. Descubrirás, a través de 67 fotografías, la inquietante relación que existe entre la teatralidad, los claroscuros y los esquemas compositivos de la pintura con los efectos digitales más modernos.
  3. Podrás ver a la (casi desaparecida) modelo Karmen Kass caracterizada como la Santa Isabel de Zurbarán. Además, recién termines de ver esta exposición sólo tienes que cambiar de sala para adentrarte en el universo de uno de los mejores pintores del Siglo de Oro español.
  4. Te quedarás un rato comparando la recreación que hace Erwin Blumefeld en 1945 de ‘La joven de la perla’ y la de Erwin Olaf de 2013 y, sin duda, apostarás por la versión hipster del gorro de lana. Puro magnetismo.
  5. Permanecerás un largo rato visualizando a la Claudia Shiffer de Camilla Akrans (‘Mujer sola’, 2010) y pensarás que no has visto nunca nada tan parecido a un cuadro de Edward Hopper. Inquietante.
  6. Si los guardias se despistan, podrás tocar (o al menos ojear muy de cerca)  un verdadero Valentino de la colección Primavera-Verano 2015.
  7. Aunque hayas visto mil fotos de Kate Moss, sentirás algo parecido a la pena cuando la veas tirada en el suelo de una habitación de hotel en Nueva York.
  8. No podrás parar de pensar en Sorolla tras contemplar la marina de Nick Knigt.
  9. Ni en Julio Romero de Torres, e incluso en los arlequines de Picasso, con una de las fotos de Paolo Roversi (‘Stella, Paris 1999). Bonito juego fotográfico.
  10. Será todo un logro que no veas la foto de Peter Lindbergh a Milla Jovovich y no busques la serie completa de esa sesión en la que la musa del fotógrafo se muestra tal como vino al mundo.
  11. En pocos sitios se está ahora tan fresquito como en el Thyssen. Una buena elección para soportar esta ola de calor.

¿Qué, cuándo quedamos para verla?

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies